¿Y a esto le llaman libertad?

Hoy, bajo la bandera de la libertad se práctica la más absoluta intolerancia hacia los cristianos. Hoy bajo la bandera de la libertad se imponen ideologías configuradas por y para minorías. Hoy bajo la bandera de la libertad se masacran a los más débiles y desamparados. Hoy bajo la bandera de la libertad se exhiben escenas burlonas de lesbianas crucificadas acusando a Cristo de odio homosexual, gays disfrazados de “ecce como” manteniendo relaciones públicas, maricones en plena calle tumbados!sobre la espalda mientras otro le mete un crucifijo por el culo, otros destruyendo impunemente  imágenes de la Santísima Virgen y crucifijos.

Hoy, bajo la bandera de la libertad, el hombre es menos libre que nunca en su historia.

Hacer del más nefando crimen contra lo más inocentes un derecho, convertir una indeseable y sucia perversión blasfema en un derecho de expresión, imponer una ideología que condiciona y vulnera los más fundamentales derechos del hombre y atenta violentamente contra el derecho natural que sostiene la dignidad de la persona, mostrar la más absoluta indiferencia cuando se aniquilan a miles de cristianos por el mero hecho de creer en Jesucristo, ¡son pecados contra el Espíritu Santo que no encontrarán perdón ni en esta vida ni en la venidera!

A propósito de esta “libertad” de imponer la perversión y la bestialida inhumana que nos oprime y manifiestamente destruye a la persona. Vean a lo que cualquiera de nuestros hijos puede acceder libremente si realiza la búsqueda en google imágenes de “blasfemia hay”. Pruebenlo y después expliquen les a sus hijos que significa verdaderamente la Libertad.